Calendario

December 2020
M T W T F S S
« Nov    
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031  
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.

Archives

MININT

Intento de asesinato. Segunda Parte

Una colisión inesperada del Lada Rojo

Estaba por finalizar el año 1992, en ese tiempo había sido detenido, interrogado y amenazado; citado en varias ocasiones a la sede del DSE, presentado en el Hospital donde trabajaba como “contrarrevolucionario” y “uno de los derechos humanos”. Fracasa un Acto de Repudio organizado en el Hospital, en tanto que, en el vecindario se intenta otro Acto de Repudio, sin mucho éxito, en la Zona de los Comités de Defensa de la Revolución (CDR) en Calle 86 y 13 en Playa. A esto se agrega que el resto de mis familiares comenzaron a sufrir las ambigüedades, controles y presiones de todo tipo. ¿Qué faltaba? Algo que nunca esperé.

En octubre de ese año, la escasez de gasolina afectaba toda la capital; a pesar de contar con los cupones para surtir de gasolina no había y cuando aparecía era acompañadas de filas interminables de autos. A mediados del mes en el Servicentro de 42 y 33 en Marianao había gasolina disponible y fui para allá; me puse en la fila que ya superaba la Calle 36 y la avenida 33, pero veo que era imposible y decidí irme. Antes caminé en más de una ocasión alrededor del Servicentro, y con esa agudeza que genera el ser objeto de vigilancia, me percaté de un sujeto que se mantenía a distancia vigilándome.

Fue así como regresé al mi auto, un Moskvich Alejo 2141 con problemas de la trasmisión y giré en 42 y 33 hacia la avenida 41, con la intención de girar a la izquierda en la 35 Av. Paré, puse el indicador mientras un auto blanco se situaba detrás. Como tenía dificulta en el arranque por la trasmisión se me hizo difícil el giro y fue entonces cuando veo que venía como un bólido, bajando desde 41 un Lada de color rojo a exceso de velocidad.  Reaccioné con rapidez y en segundos, estando en una cuesta empinada y con las dificultades de la trasmisión solo dejé que el auto, en neutro, descendiera hacia atrás; en tanto que el auto blanco superaba por la izquierda y seguía su camino. Todo indica que el chofer del Lada rojo mostró desorientación y viniendo en descenso y a exceso de velocidad; considerando que yo también haría el giro, gira a la derecha para ir a estrellarse contra un jeep Gaz 69 del ejército, que estaba parqueado a la izquierda en la avenida 35. Como es de suponer la colisión con un vehículo solido como lo es el Gaz 69 destruyó el Lada.

Un dibujo aproximado de la posición de los autos comprometidos con la colisión. 
Regresé a la esquina y unos vecinos del lugar llegaron hasta mi para decirme que habían visto el accidente y que podían testificar a mi favor; anoté el nombre de dos de ellos. En tanto que el conductor del Lada regresó y me conminó a que le diera mis datos y el número de la placa. ¿Esperamos la Policía?, le pregunté, No, no es necesario, me dijo. Fue entonces que regresé a mi casa.
Estoy seguro de que el conductor no esperaba que dejara rodar en neutro mi auto para que este descendiera por la inclinación; en tanto que el esperaba que un giro a la derecha produciría la colisión con mi auto. Estaba preparado para esto, tal es así que, cuando giré lentamente y me coloqué en la avenida 35 y regresé al lugar del accidente, el conductor salía del auto arruinado caminando sin ningún problema. No se quedó allí ni procuró mi atención; cruzó rápidamente la Calle 42, se encontró con el sujeto de pantalón de mezclilla y camisa a cuadro alto él, el mismo que había llamado mi atención; intercambiaron brevemente y se dirigieron a un teléfono público que hay muy cerca del Servicentro. Era necesario reportar y esperar orientaciones.
Las circunstancias en que se produjo este incidente son desde todo punto de vista muy sospechosas. Cuando usted es seguido por la policía política desarrolla un especial instinto de atención, pasiva y activa, de manera que percibe la asechanza como algo real. No, no es paranoia, en realidad usted es objeto de atención frecuente sobre todo cuando se mueve con premura en un auto.

La colisión inesperada se da porque el conductor del auto Lada, por muy avezado que era, no esperaba que me detuviera en firme y dejara rodar mi auto hacia atrás. Cuando se produce el choque y queda destruido y humeante el auto, sale del mismo el conductor y camina apresurado para cruzar una calle y encontrase con el otro sujeto; caminan hasta la otra intercepción y hacen una llamada telefónica. De regreso, el conductor, no acepta esperar por la Policía.

Mi error fue desatenderme de los testigos que me abordaron y aceptar que la Policía no llegaría para iniciar la pesquisa policial del accidente; e irme para mi casa.

Continuará…,

Nota: La foto corresponde a un dibujo aproximado de la posición de los autos comprometidos con la colisión.

Información relacionada:


Continue reading

Intento de Asesinato. Primera Parte


Este es un extenso artículo con el título de “Intento de Asesinato”. Preparado para completar una información valiosa que será incluido en un libro de próxima aparición. Siendo como es muy extenso, he decidido incluirlo en el Blog en tres partes e insertar los enlaces activos donde sea necesario. De esta forma es mas accesible su lectura y permite incluirlos también en las redes sociales.

Intento de asesinato.

El encabezar este testimonio me produce cierto sobrecogimiento. Los hechos que ahora describo nunca han sido incluidos en documento alguno. Sí, existe una corta referencia en el testimonio que, en algún momento, escribí con el título de: Trascripciones tardías u Otras trascripciones tardías. Estos documentos, que aportan notas convincentes, aparecen con esos títulos y a modo de artículos testimoniales en la red; también en mis libros que recopilan artículos y que han sido publicados: “La Habana bien vale unos títulos” y “Notas sobe la religiosidad del cubano bajo una dictadura prolongada”. Desde hace algún tiempo cuando preparaba la maquetación para un próximo libro incluí un archivo: testimonio inacabado; es en este punto que comienzo a escribir.

¿Por qué ahora? No hay mucho tiempo. Es cierto que estos fueron eventos que ocurrieron a finales del año 1992, pero su alcance y lo difícil de aceptar me llevaron, primero a no denunciarlos y después a tratar de reinterpretar todo aquello. Cuando se produjo el juicio y recibí una especie de fallo condenatorio, guardé el documento y al salir de Cuba al exilio no lo traje. El documento en si prueba los hechos no la intencionalidad de los hechos.

Intersección de la Calle 42 y 35 Av. Marianao, La Habana
Es que intento escribir sin tener el documento de referencia que aportaba muchos datos, ni más ni menos, del intento de asesinato de que fui objeto a mediados de octubre del año 1992 en la intersección de la Calle 42 y la Avenida 35 esto en Marianao, La Habana. Si se mira en el tiempo esta es, sin duda, una trascripción tardía, pero necesaria; completa mi testimonio al que solo faltaba esta acción con intención criminal de la policía política. Tratando de ordenar todo lo acontecido en aquel azaroso año del 1992, señalo aquí lo siguiente:
El día 20 de abril de 1992 fui detenido en mi centro de trabajo, Hospital Gral. Docente “Julio Trigo López”a las 9:00 a.m. y conducido a la sede del Departamento de la Seguridad del Estado (DSE) conocido como “Villa Marista”, allí fui interrogado durante 48 horas y puesto en libertad más tarde. Sin conocer las consecuencias ulteriores de mí arresto y teniendo en cuenta las opiniones de la contraparte, es decir de los interrogadores. Obviamente las medidas y consecuencias no se hicieron esperar.

Un mes después de mi detención fui citado a la sede de la Seguridad del Estado a fin de efectuar nuevos interrogatorios en los cuales expresé con claridad mis puntos de vista. Una semana depuse fui citado de nuevo es esta sede para otro interrogatorio, aunque era evidente que éste tenía el propósito, en medio de un fuerte ambiente de intimidación, a lograr nuestro compromiso de colaborar con la policía política, lo cual rechacé de forma resulta y categórica a pesar de las consecuencias que me informaron acarrearía mi actitud con relación a mis familiares.

Los acontecimientos se precipitaron; el día 24 de junio de 1992 se informó en reunión pública en el Hospital donde trabajaba de mi condición de “activista de derechos humanos” y “contrarrevolucionario”, tratando de crear un ambiente de hostilidad entre los trabajadores lo cual resultó fallido e incluso contraproducente para las autoridades. Las muestras de solidaridad y respeto mostrado por los trabajadores son dignas de ser mencionado aquí.

Una semana más tarde fui objeto de un intento de agresión física a la salida del Hospital por dos personas que venían en una moto a gran velocidad, en esa ocasión fue golpeado un paciente que caminaba a mi lado. Días después sufrí una agresión física en la conocida intersección habanera de 100 y 51 en Marianao, de forma muy sospechosa.

El día 1 de noviembre de 1992 se me entregó una citación para presentarme el día 8 del corriente en la Zona de los Comités de Defensa de la Revolución (CDR) en Calle 86 y 13 en Playa. Al llegar allí comprendí que estaban creadas las condiciones para un interrogatorio público y un Acto de Repudio (linchamiento verbal). Alrededor de unas 30 personas ocupaban el local mientras se sentaron al frente, a modo de jueces, los representantes del Partido Comunista, MININT, SUVP y CDR. La situación no pasó de un interrogatorio público en el cual expresé mi posición a favor de los Derechos Humanos en su contexto cristiano. Recibí una advertencia verbal.

A esto se agrega que el resto de mis familiares comenzaron a sufrir las ambigüedades, controles y presiones de todo tipo. A mi esposa le fue negada de forma reiterada la posibilidad de obtener trabajo, siendo Médico Especialista, permaneciendo dos años sin trabajo al negársele el derecho a ocupar las plazas que se encontraban vacantes en su especialidad.

En noviembre del 1992 fui expulsado de un Curso Básico de computación que estaba recibiendo en la Facultad de Medicina anexa al Hospital Julio Trigo donde trabajaba en aquel momento; esto por razones políticas.

En el mes de diciembre de 1992 fue informado de forma pública en los Comités de Defensa de la Revolución en el vecindario donde residía, de mi condición de “religioso” y “uno de los Derechos Humanos” y contrarrevolucionario”.

El 29 de diciembre de 1992 fui citado a Juicio por un supuesto y oscuro accidente de tránsito, en el auto del juicio el Juez mostró una violencia verbal inmotivada contra mí tan pronto como empecé a declarar. Como era de esperar se me declaró culpable. (Otras trascripciones tardías)

Es de este asunto que quiero tratar en este artículo.

Continuará…,


Continue reading

La credibilidad y apego al derecho de los médicos cubanos adscritos a la policía política.


El régimen Castrocomunista ha decidido liquidar a José Daniel Ferrer, líder de UNPACU; tal vez la organización más numerosa y coherente en los últimos tiempos en Cuba. La organización, bien estructurada y funcional, ha tenido siempre un problema: está en Santiago de Cuba no es La Habana; ya sabemos…, Cuba es La Habana, lo demás es paisaje. Este es el final de este líder que ha trabajado con dedicación y entereza para mantener esta organización trabajando por la libertad de Cuba.

El guion está determinado: hoy es un video lapidario, mañana un juicio amañado y después; un tiempo en la cárcel que lo enviara destrozado y anulado a su casa, si no lo matan antes.

Uno de los argumentos que se han considerado, es la situación de salud de José Daniel Ferrer en la cárcel. El video trae un argentón de bata blanca de nombre Yaro Sánchez que parece un mamerto de momento dando opiniones sobre el estado de salud del líder opositor. Es un sicario de poca monta que además es médico. Hay algunas opiniones aquí las dejamos:

La organización Cuban Prisoners Defenders (CPD) ratificó que José Daniel Ferrer, quien completa más 50 días en la cárcel de Aguadores, en Santiago de Cuba, “ha sido torturado con altísimo riesgo para su vida” y hoy se encuentra en condiciones “paupérrimas” de salud…., esta entidad señaló, “nos preocupa enormemente que las autoridades [de la isla] indiquen que su estado de salud es ‘estable’, en vez de ‘saludable’”. (Cuban Prisoners Defender)

El médico de la Prisión de Aguadores, Dr. Yaro Sánchez González, asegura ante las cámaras que, el 22 de noviembre, Ferrer García gozaba de buena salud y que su vida no corría peligro. (Cibercuba)

La evaluación especializada del médico Yaro Sánchez Corona certifica que presenta «buen estado general, se alimenta adecuadamente, ingiere líquidos y tiene buena diuresis. Desde el punto de vista nutricional, tiene un peso adecuado a su talla, y según los bioparámetros muestra buenas frecuencias respiratoria y cardíaca, y tensión arterial normal». (Vanguardia, VC).

Se repite también una violación médica y al juramento hipocrático cuando uno de los doctores que presuntamente atendió a Ferrer se dirige a las cámaras para negar que haya sufrido algún deterioro físico durante su arresto y prisión. Lo cierto es que rompe aquellas palabras de Hipócrates que todo profesional de la salud debe llevar como una máxima de vida: "Guardaré secreto sobre lo que oiga y vea en la sociedad por razón de mi ejercicio y que no sea indispensable divulgar, sea o no del dominio de mi profesión, considerando como un deber el ser discreto en tales casos”. La declaración del doctor no ha sido ante un tribunal, sino que detalles de su historia clínica y su privacidad han sido vulneradas ante millones de televidentes por un profesional sanitario que debió proteger y deberse, antes que a nadie, al paciente que atendió. (Yoani Sanches-14yMedio)
Este médico, como los periodistas y voceros amancebados al régimen, saben lo que tienen que decir, han sido instruidos para eso. Los juicios arreglados vienen desde que fueron instaurados por el régimen comunista en la Rusia soviética; como en Cuba sigue creciendo la mala yerba del sovietismo pues hay están estos juicios falseados. No podemos perdirle al Dr. Yaro Sánchez, ni a ningún médico dentro de la estructura represiva del Ministerio del Interior – DSE o fuera de esta, que se atemperen a los principios morales de la práctica médica; porque no los hay si de política y celo ideológico se trata.  El medico en el comunismo es un objeto arrojadizo que intenta sobre vivir a la enajenación colectiva del derecho, la ética y la práctica consecuente de la Medicina.

Olvídense de Juramento Hipocrático, de las declaraciones de derechos Humanos, de los códigos internacionales de ética médica y de decenas de instrumentos jurídicos internacionales sobre trato da prisioneros y derecho al debido proceso. El líder de la UNPACU ya fue juzgado y condenado en un trabajo de mesa de la alta dirigencia de la Seguridad del Estado. Este espectáculo del video en los medios es un intento de socavar la dedicación de la Unión Europea a este tema que la diplomacia del régimen no supo controlar.

Hoy es este médico insignificante, entrampado en sus dedicaciones  como sicario menor, mañana serán otros. Víctimas propiciatorias de un régimen dictatorial.

Dr. Eloy A González


Continue reading

El equipo médico investigador del régimen Castro comunista sobre los ataques acústicos a los diplomáticos estadounidenses, que dijeron y quiénes son.

La investigación realizada por funcionarios de Cuba sobre los llamados "ataques acústicos" a diplomáticos estadounidenses no ha hallado evidencias que corroboren esos hechos, insistió el Gobierno de Raúl Castro en un documental emitido el jueves por la televisión estatal. Encargados de la investigación que aparecen en el audiovisual Presuntos ataques acústicos, publicado por el Ministerio de Relaciones Exteriores (MINREX), se quejan de "la falta de voluntad" de las autoridades de EEUU para cooperar en el esclarecimiento de los hechos. "El equipo médico y científicos cubanos luego del análisis técnico pericial a las muestras sonoras entregadas por EEUU, certificaron la imposibilidad de que estas causaran las afectaciones a la salud descritas por los diplomáticos.[1]
Equipo Médico investigador de los ataques acústicos por parte del régimen
Castro comunista de izquierda a derecha: Msc.Martha Beatriz Martínez Torres,
Dra Alida Suárez Landrián y Dr. Manuel J Villar Kuscevic.
Entre los cientos de especialistas, se llega a afirmar que fueron miles, que participaron por parte del rgimen de La Habana para rgumentar sobre los ataques acústicos y los daños a la salud que estos pudieron producir se encuentran varios especialistas médicos cubanos que ha opinado así del asunto:
MsC. Martha Beatriz Martínez Torres, Especialista en Otorrinolaringología:
Y hasta ahora a ninguna unidad de nuestro sistema de salud, ningún paciente nos ha llegado con esa sintomatología asociada a que ha sido supuestamente agredido por un arma sonora”, confirmó la Dra. Martha Beatriz Martínez Torres, quien es especialista en Otorrinolaringología e integrante del comité de expertos creado para la investigación.
Tampoco hemos tenido la posibilidad de hacerle un examen físico-otorrinolaringológico y además de manera general no conocemos todo el entorno sanitario que rodea a estas personas”, afirmó la Dra. Martha Beatriz Martínez Torres.
Dra. Alida Suárez Landrián, Audióloga, Especialista en Medicina General Integral:
…., afirma que si en el interior de una vivienda o un local hay más de 90 decibeles, el exterior tiene que tener un número mayor en la frecuencia auditiva. “¿Qué es lo que estamos diciendo con esto? Quiere decir que no solamente sería afectada la persona que esté en una vivienda o un local, sino que todo el entorno, todas las personas que están en el medio exterior, también sufrirían”, 
Lo único que hemos recibido de la contraparte han sido dictámenes nada específicos. Se realizaron estudios vestibulares, estudios audiométricos, pero ¿dónde están los estudios?, ¿dónde están los resultados de esos estudios? Si nosotros no vemos los estudios, no vemos el resultado de los estudios ¿cómo podemos hablar que existió tal daño o que no existió? No tenemos una base científica, ni una base sólida para poder dar un diagnóstico”.
Dr. Manuel Jorge Villar Kuscevic, Especialista de II grado en Otorrinolaringología y Cirugia de Cabeza y Cuello.
“Nosotros estuvimos todo el tiempo dispuestos a atender a esos pacientes, a investigar qué era lo que había pasado. El Sistema de Salud cubano cuenta con todos los recursos, pero realmente la cooperación fue nula y solamente hemos tenido comunicaciones, que en nuestro criterio no son expertas, sobre lo que había sucedido”
Añadió el Dr. Villar Kuscevic que desarrollaron toda la investigación a partir de datos incompletos. “No hemos tenido realmente una información que sea científica y fidedigna para nosotros poder llegar a una conclusión en cualquier sentido”,aclaró.

El equipo médico y científicos cubanos luego del análisis técnico pericial a las muestras sonoras entregadas por Estados Unidos, certificaron la imposibilidad de que estas causaran las afectaciones a la salud descritas por los diplomáticos. [2]

El Dr. Manuel J Villar Kuscevic que dirige el equipo médico para la investigación de los “ataque acústicos”por parte del gobierno cubano es miembro suplente de la Sociedad Cubana de Otorrinolaringología y Cirugia de Cabeza y Cuello y trabaja en el Hospital General Docente “Enrique Cabrera” en La Habana Cuba. Email: kuscevic@infomed.sld.cu
No hay información adicional sobe la Msc. Martha Beatriz Martínez Torres, Especialista en Otorrinolaringología.
No hay información agregada sobre la Dra. Alida Suárez Landrián, Audióloga.

Nota del Editor: Cualquier información de interés sobre estos temas o colaboración puede ser enviada a cubanmedicine@yahoo.com



[1] D. (2017, Octubre 27). Equipo investigador de La Habana: 'No hay evidencias de los alegados ataques acústicos'. Retrieved October 27, 2017, from http://www.diariodecuba.com/cuba/1509096079_34913.html
[2] R. (2017, Octubre 27). La verdad detrás de los supuestos ataques acústicos. Retrieved October 27, 2017, from http://razonesdecuba.cubadebate.cu/articulos/la-verdad-detras-de-los-supuestos-ataques-acusticos/
Continue reading

Muerte en prisión en Cuba, le administraban a un recluso medicamentos para le Epilepsia sin padecer esta enfermedad.

Vivir con el dolor de no saber

Alfonso Espinosa Miranda que reside calle 3era # 36 entre B y C, Reparto Buenos Aires, Camagüey, con el teléfono 032232592, tiene el mal recuerdo de la muerte de su hermano Modesto, de 33 años de edad, ocurrida el 25 de abril de 2000, en el Destacamento 5 de la Prisión Kilo 8.

Han pasado 14 años de reclamos a todas las instancias del país y no han recibido alguna explicación médica de cómo se produjo la muerte de Modesto, ni siquiera saben las circunstancias, toda la familia tiene que vivir con ese dolor.
Según explica Alfonso en el suceso está implicado el teniente coronel. Francisco Morales Reyna, conocido como “El guayabal” y otro oficial nombrado Iroelio Sastre Barrios, alias “El Exterminador”. Ambos suministraban medicamentos para la epilepsia a Modesto cuando no padecía está enfermedad.

Desde el año 2008 el Consejo de Estado le comunicó que había trasladado su queja al Ministerio del Interior.

Camagüey, 7 de junio de 2014


*Miembro de la Red cubana de comunicadores comunitarios. Teléfono: 032232814

Continue reading

Graduados de odontología en Cuba se niegan a prestar servicios en los órganos represivos de las fuerzas armadas y el ministerio del interior.

Amenazados de expulsión estudiantes de odontología

LA HABANA, Cuba, 9 de mayo de 2013, www.cubanet.org.- 29 estudiantes de cuarto año de la Facultad de Odontología de la Universidad de La Habana, todos de la subsede del Hospital Julio Trigo, se han negado a trabajar en las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR, es el ejército regular)  y el Ministerio del Interior (MININT) una vez concluida la carrera el próximo año.

La negativa ha traído la amenaza por parte de autoridades docentes, en voz de la decana, de la expulsión definitiva de la universidad de todos los estudiantes que se nieguen  a ir a laborar a esos cuerpos armados.
Dos de estos jóvenes que pidieron no mencionar sus nombres, porque “entonces nos botan más rápido”, dijeron que hasta la fecha se han efectuado tres asambleas, todas en el teatro del Julio Trigo, para que siete de los 29, de manera voluntaria, se comprometan a ir a desempeñar su profesión en las FAR y el Ministerio del Interior, pero que solo una estudiante ha mostrado su conformidad.

“Ella aceptó porque es una persona muy pobre, vive en Párraga, en una casa en muy mal estado. Y han dicho que los que pasen a trabajar a las FAR o el MININT tendrán mejor salario y facilidades para obtener una vivienda. Pero el resto, aunque  varios son militantes de la UJC (Unión de Jóvenes Comunistas) dijimos que no”, aseveró otra de las estudiantes.

De acuerdo con las fuentes, está en proyecto otra asamblea, con todos estos jóvenes, para tomar una solución definitiva.


Continue reading

El Hospital donde se atienden Fidel y Chávez.

Aun cuando se ha especulado que el Presidente Hugo Chávez es atendido en el Instituto Nacional de Oncología y Radiobiología y/o en el Hospital Hnos. Almejeiras; lo cierto es que siempre se ha tratado y en estos momentos recibe tratamiento en el Cent... Continue reading

Desempeño de la Medicina Legal en Cuba. Una especialidad mangoneada por los sicarios del Ministerio del Interior (MININT)

En el post anterior informamos sobre el crimen de un joven cubano, Javier Aguiar Rodríguez, y la grosera manipulación de la información forense, el enterramiento del cadáver a escondidas de la familia, las dos exhumaciones en un acto terrífico par... Continue reading

Las graves violaciones a los procedimientos médico legales en Cuba. El asesinato y enterramiento ilegal de un joven cubano.

Hace unos meses en ocasión de la muerte violenta de un opositor en Cuba, por parte de la policia del régimen expusimos algunos puntos de vista sobre el manejo de los procedimientos de traumatología forense en Cuba. Ahora encontramos otro caso mucho ... Continue reading